Economía pone en marcha la app ‘Andalucía Comercio y Artesanía (ACA)’ una plataforma digital de apoyo a estos sectores

Esta app permitirá la puesta en valor de la actividad de los establecimientos comerciales de Andalucía a través de la difusión de información actualizada, accesible y de utilidad para la ciudadanía. La iniciativa ‘ACÁ’ está incluida entre las acciones del VI Plan Integral de Fomento del Comercio Interior de Andalucía 2019-2022. A través de la aplicación se facilitará a los comerciantes y artesano el acceso a sus productos y servicios a través de un entorno multicanal, que contribuirá a incrementar la afluencia de visitantes y clientes a sus establecimientos.

El delegado de Empleo, Formación, Trabajo Autónomo, Economía. Conocimiento, Empresas y Universidad, Ángel Herrador, ha explicado que ‘ACÁ’ introducirá elementos y fórmulas innovadoras en la oferta de servicios para adecuarlapermanentemente a las necesidades y expectativas de la persona consumidora y de los propios comerciantes y artesanos, “Con ello, buscamoscontribuir a la reactivación del comercio minorista en Andalucía, además de fomentar el equilibrio de los diferentes formatos comerciales, al dotar al pequeño comercio de herramientas que le ayudarán a mejorar su competitividad en relación a los grandes portales de compra por internet”.

Herrador ha insistido en que la digitalización para la mejora de la competitividad es uno de los focos principales de las actuaciones de Economía en cuanto al sector comercial. “Situaciones como la crisis del coronavirus ha puesto de manifiesto la necesidad de acelerar este proceso de digitalización. ‘ACÁ’ se convierte de este modo en una solución rápida para visibilizar los productos y servicios de comerciantes y artesanos” ha puntualizado.

Según consta en el citado Plan Integral, la transformación digital es una nueva forma de entender el comercio, que va más allá de la introducción de la tecnología y el uso de herramientas digitales en la empresa. Hace referencia a adaptar los procesos empresariales, crear una nueva cultura organizativa más innovadora y un nuevo modelo de hacer las cosas para tratar de aprovechar las nuevas oportunidades que ofrece el actual contexto digital. Por tanto, implica un cambio a todos los niveles impulsados por el uso de las tecnologías digitales: cambios en las competencias de los recursos humanos, en la comunicación, en la organización y en la cultura de la empresa. Se trata de reconfigurar los procesos empresariales para crear nuevos valores y experiencias tanto para las personas consumidoras como para las personas comerciantes y empleadas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.